Salvaescaleras portátil para subir escaleras con la silla de ruedas

Una persona en silla de ruedas delante de una escalera

Elegir un salvaescaleras portátil – como una oruga salvaescaleras – para una persona en silla de ruedas es una decisión delicada. Hay que considerar no pocos aspectos. Para quienes por motivos de discapacidad se desplazan en silla de ruedas, cualquier escalera es sinónimo de barrera arquitectónica que les dificulta enormemente entrar o salir de casa. Por esta razón, las máquinas los dispositivos que le permiten subir las escaleras con la silla de ruedas, como los sube escaleras para minusvalidos y los salvaescaleras, son una ayuda inestimable para la movilidad de las personas mayores o discapacitadas.

Joven minusválido en una silla de ruedas enfrente de una escalera externa que no puede subir

En el mercado existen multitud de aparatos y dispositivos sube escaleras para sillas de ruedas, que pueden clasificarse en dos categorías principales:

  1. Instalaciones fijas para el transporte por escaleras de sillas de ruedas: sillas salvaescaleras, ascensores y plataformas salva escaleras.
  2. Salvaescaleras portátiles para el transporte por escaleras de sillas de ruedas: a su vez, estos subeescaleras pueden ir equipados con orugas o ruedas.

Las sillas salvaescaleras son un dispositivo que va montado en la pared o a la barandilla del tramo de escaleras. Ascienden y descienden circulando sobre raíles instalados en las escaleras de la vivienda. Sirven para que la persona con discapacidad pueda subir o bajar de un piso a otro sin silla de ruedas, sin ayuda de terceros y sin entrar en contacto con los peldaños.

Por su parte, los salvaescaleras o subeescaleras portátiles para sillas de ruedas pueden tener a su vez ruedas o un sistema de orugas. Por regla general, las orugas salvaescaleras (u orugas salva escaleras) llevan un motor eléctrico, mientras que los sube escaleras con ruedas pueden ser de funcionamiento eléctrico o manual.

Algunos de estos subeescaleras permiten que la persona discapacitada pueda subir las escaleras en su silla de ruedas —por lo que reciben el nombre de salvaescaleras para silla de ruedas— y otros llevan integrado un pequeño asiento, con lo cual permiten la movilidad por escaleras de la persona con discapacidad, pero sin su silla de ruedas.

Esta es una limitación típica de algunos sube escaleras con ruedas. Por el contrario, las orugas sube escaleras son siempre aptas para llevar también la silla de ruedas.

Silla salvaescaleras

Características de los salvaescaleras portátiles, las sillas salvaescaleras y los elevadores domésticos

Dentro de los sube escaleras para personas con discapacidad, hay una serie de diferencias sustanciales entre los de carácter fijo —ascensores domésticos y plataformas y sillas salvaescaleras— y los móviles o portátiles.

  1. Las instalaciones salvaescaleras para personas discapacitadas en silla de ruedas (a menudo, personas mayores con limitaciones en su destreza motora) posibilitan que estas pueden subir y bajar las escaleras por sí solas, es decir sin ayuda de familiares o cuidadores. Una circunstancia que no es factible con ningún aparato sube escaleras o salvaescaleras portátil: siempre tiene que haber otra persona que lo mueva.
  2. Además, como las sillas salvaescaleras y ascensores domésticos son instalaciones de obra permanentes que evitan el tránsito por escalones, por lo general son muy cómodos y seguros.
  3. En cuanto a las desventajas de elevadores y sillas salvaescaleras, la más clara es que solo pueden utilizarse en una escalera.
  4. Mientras que las orugas salvaescaleras y salvaescaleras portátiles con ruedas son utilizables también fuera de casa, los asientos y plataformas salvaescaleras solucionan la movilidad de la persona con discapacidad únicamente dentro de la propia vivienda.
  5. El factor económico: con precios que parten de los 6.000 €, las sillas salva escaleras suelen ser más caras que los salvaescaleras portátiles para sillas de ruedas.

Además de todos los aspectos enunciados hasta ahora, hay otros a tener en cuenta.

Cuando la persona mayor o minusválida utiliza una silla salvaescaleras, la silla de ruedas queda al pie de la escalera. Por consiguiente, haría falta tener dos sillas de ruedas, una para cada planta. Un salvaescaleras portátil evitaría ese problema, puesto que transporta a la vez la propia silla de ruedas.

Otro inconveniente de las sillas o asientos salvaescaleras es que limitan notablemente la anchura y, con ello, el aprovechamiento de la escalera.

Instalar una silla salvaescaleras en una vivienda exige, además, que la vivienda reúna una serie de condiciones que hagan posible el montaje. Por último, hay que señalar que también la instalación de estos sistemas elevadores conlleva un coste elevado.

Ventajas del salvaescaleras portátil para usuarios de silla de ruedas

Para quienes por edad o discapacidad se ven obligados a desplazarse en silla de ruedas, un salvaescaleras portátil ofrece varias ventajas indudables:

  1. Pueden utilizarse en más de una escalera
  2. Permite a la persona mayor o discapacitada abandonar su domicilio sentada en su silla de ruedas
  3. Son transportables en coche

A continuación veremos que dentro de los distintos tipos y modelos de salvaescaleras portátiles hay diferencias sustanciales. Y también el coste oscila mucho de unos sube escaleras a otros, aunque en promedio son inferiores a los dispositivos salvaescaleras para sillas de ruedas con instalación fija.

Subeescaleras para sillas de ruedas provistos de ruedas

Los salva escaleras portátiles dotados de ruedas permiten el traslado de personas en silla de ruedas tanto dentro como fuera de la vivienda. Su funcionamiento puede ser manual o eléctrico.

También hay que reseñar que no todos los sube escaleras con ruedas permiten el desplazamiento del usuario discapacitado o de la tercera edad sentado en su silla de ruedas: algunos de los modelos llevan incorporada su propia silla de transporte.

En todos los casos, hay una característica que los diferencia de las sillas salvaescaleras fijas: para mover por las escaleras el subeescaleras portátil con la persona discapacitada hace falta un acompañante, cuya competencia y capacidad física son esenciales para la seguridad del pasajero.

La manipulación de un salvaescaleras con ruedas para sillas de ruedas requiere además una interacción constante entre operario y persona transportada, ya que el primero debe mantener durante el desplazamiento el correcto equilibrio del pasajero.

Por esa causa, los sube escaleras manuales con ruedas solo son adecuados para subir o bajar escaleras pequeñas, no demasiado empinadas y de muy pocos escalones.

Por su parte, los subeescaleras eléctricos con ruedas suelen llevar mecanismos de seguridad que facilitan el trabajo de quien mueve a la persona en silla de ruedas. Aunque eso no impide que su uso en escaleras siempre conlleve mucho mayor esfuerzo que si se utilizara una oruga sube escaleras.

En los sube escaleras con ruedas, la destreza y fuerza física del acompañante juegan un papel primordial en la seguridad de la persona con discapacidad. Ese es su gran inconveniente.

Por contra, la principal ventaja de los subeescaleras con ruedas para el transporte de sillas de ruedas es el precio: un sube escaleras manual con ruedas puede costar menos de 1.000 €; por su parte, los modelos con tracción eléctrica cuestan de media unos 2.500 €.

Orugas salvaescaleras: aúnan seguridad y movilidad (pero ojo a la calidad)

Para el transporte de personas en sillas de ruedas, los sube escaleras con orugas son más seguros que los de ruedas.

El motivo fundamental de que sea así, es que quien manipula el sube escaleras no necesita mantener al pasajero en silla de ruedas constantemente en equilibrio durante el desplazamiento por las escaleras.

Así, el esfuerzo que tiene que realizar es mucho menor que en los sube escaleras con ruedas.

El mercado ofrece muchos modelos de orugas sube escaleras para sillas de ruedas, en una horquilla de precios de entre 1.800 y 9.000 €. Conviene, no obstante, tener en cuenta que en el segmento inferior de precios abundan los productos asiáticos, cuya calidad es limitada no pocas veces.

La diferencia de precio de unas orugas subeescaleras a otras se refleja en diferencias que redundan en la comodidad para el pasajero, seguridad de manejo, capacidad de carga y maniobrabilidad durante el transporte de personas mayores o con movilidad reducida.

Las orugas sube escaleras para sillas de ruedas de precio inferior a 4.000 € son, por regla general, más seguras que sus homólogas con ruedas; sin embargo, su capacidad de maniobra es reducida, ya que solo se mueven hacia delante y hacia atrás.

Ese tipo de oruga subeescaleras dificulta en gran medida, o incluso impide, realizar giros durante el traslado en silla de ruedas por escaleras.

Una oruga sube escaleras de gama (y precio) superior garantiza mayor confort, seguridad y facilidad de manejo en el transporte de personas en silla de ruedas.

Los subeescaleras de Zonzini para personas con discapacidad en silla de ruedas: Domino People y Domino People Slim

Los sube escaleras de Zonzini para personas mayores y/o discapacitadas usuarias de silla de ruedas se llaman Domino People y Domino People Slim. Ambos modelos llevan un sistema de orugas y doble motor eléctrico.

Estos salvaescaleras portátiles tienen una capacidad de carga de hasta 400 kg y permiten transportar incluso sillas de ruedas eléctricas . Las dos orugas subeescaleras para sillas de ruedas, Domino People y Domino People Slim, destacan por su tecnología punta, que se manifiesta en aspectos como:

  • Su función automática de inclinación de la silla de ruedas durante el transporte de la persona mayor o discapacitada por las escaleras.
  • La inclinación de la silla de ruedas es modificable en cualquier momento durante el desplazamiento escaleras arriba o abajo.
  • Las dos orugas motorizadas pueden funcionar de manera independiente, permitiendo que el subeescaleras gire 360° sobre sí mismo.
  • Este sistema de motorización eléctrica doble hace posible el transporte de personas en sillas de ruedas por escaleras de caracol.
  • También son aptas para el transporte del usuario discapacitado en silla de ruedas por escaleras con un ángulo de inclinación de hasta 45° (la mayoría de los subeescaleras para sillas de ruedas — ya sea con orugas o con ruedas— solo pueden usarse en escaleras con ángulo de inclinación no mayor a 35°).

Descubra nuestros salvaescaleras con orugas para discapacitados:

Una persona mayor en una silla de ruedas en su casa

Conclusión: ¿Por qué un salvaescaleras portátil es la mejor solución para subir las escaleras en una silla de ruedas?

Hay grandes diferencias entre las cualidades de los salvaescaleras fijos (p. ej., sillas y plataformas salva escaleras, así como ascensores y elevadores domésticos) y las de los subeescaleras portátiles para el transporte de sillas de ruedas.

Las instalaciones fijas de elevación para sillas de ruedas brindan el máximo confort a la persona con movilidad reducida, ya que evitan el desplazamiento por los escalones. Además, hacen innecesaria la presencia de acompañantes o cuidadores para transportar por la escalera a la persona con discapacidad.

El lado negativo es que estas instalaciones salvaescaleras solamente solucionan la movilidad dentro del hogar. Asimismo, su montaje exige realizar obras en la vivienda, a menudo difíciles de revertir. Otra desventaja es que tanto asientos salvaescaleras como ascensores domésticos suelen ser muy costosos.

En cuanto al salvaescaleras portátil (con orugas o con ruedas) para sillas de ruedas, su principal ventaja es que multiplican las posibilidades de movilidad para el usuario, ya que también sirven para subir escaleras en silla de ruedas fuera de casa.

Aunque, como hemos analizado, existen diferencias de gran calado entre los subeescaleras con ruedas y las orugas sube escaleras u orugas salvaescaleras. Las diferencias en seguridad, comodidad y capacidad de carga se ven reflejadas en el precio del producto, aun cuando este sea casi siempre inferior a las instalaciones fijas de salvaescaleras para sillas de ruedas.

Un detalle importante: no hay por qué considerar que los salvaescaleras fijos y los portátiles para personas en silla de ruedas sean antagónicos entre sí. De hecho, ambas soluciones pueden coexistir en función de las características estructurales de las escaleras y, por supuesto, de las posibilidades financieras.

Se da por hecho que poder superar las barreras arquitectónicas resulta fundamental para la calidad de vida de las personas jóvenes con discapacidad física. Sin embargo, sería un error creer que esa movilidad no es también un factor importante para la calidad de vida de las personas mayores en silla de ruedas, aunque ya no ejerzan actividades laborales y su necesidad de salir de casa sea menor que en las personas más jóvenes. Las limitaciones físicas acentúan el aislamiento y la soledad en el hogar que pueden venir de la mano del envejecimiento. Por eso mismo, un factor determinante para la calidad de vida de las personas mayores en silla de ruedas es que puedan seguir relacionándose socialmente.

Por supuesto, las orugas salvaescaleras de Zonzini para sillas de ruedas no son por sí solos la solución a este grave problema. Pero sí que contribuyen en modo importante a solventar la mayor barrera arquitectónica para las personas obligadas a ir en silla de ruedas: las escaleras.

jacopo zonzini

¿Tiene alguna duda a la hora de elegir el carro sube escaleras más idóneo?

Esperamos su consulta. Le ayudaremos con muchísimo gusto.

CONTACTOS
Salvaescaleras portátil para subir escaleras con la silla de ruedas ultima modifica: 2020-05-07T10:24:45+02:00 da Zonzini